Archivo de la etiqueta: inteligibilidad

TRASTORNO DEL LENGUAJE Y ACOSO ESCOLAR

Mi hijo de 9 años fue diagnosticado a los 5 de Trastorno Específico del Lenguaje. Desde entonces ha acudido a logopedia y ha evolucionado lentamente. Actualmente estoy muy preocupada porque intuyo por su actitud y su conducta que algunos niños de su colegio tienen con él actitudes que se podrían considerar menosprecio o incluso acoso. Él se comunica con dificultad, a veces pronuncia mal o hace giros de frases muy forzados. Algunas madres me han dicho que sus hijos se burlan porque habla muy raro. No sé si esto es una consecuencia del TEL o de la forma de ser de mi hijo. Me gustaría saber si esto pasa a otros niños y cual debiera ser nuestra actitud ante ello.

Por lo que comenta, es muy probable que, efectivamente, su hijo pueda estar siendo de alguna forma víctima de acoso escolar. Es una situación bastante frecuente en niños con TEL y con otros trastornos del lenguaje, siendo la incidencia más acentuada a la edad que tiene su hijo.  Los demás niños se burlan por su forma de hablar  y su hijo lo sufre y lo puede manifestar con tristeza, conductas de aislamiento y falta de motivación para ir al colegio, además de poder presentar algunos problemas psicosomáticos, como falta de apetito, insomnio y otros tipos de problemas.

De todas formas, de acuerdo con su pregunta, el problema no parece ser, por el momento, muy preocupante, pero puede ir a más, por lo que hay que buscar las soluciones posibles para impedirlo.

Yo le recomiendo que su logopeda contacte con un psicólogo/a y que entre ambos encuentres cauces para frenar el avance. Suelen ser efectivas algunas medidas, como hacer nuevos círculos de amigos, incrementar sus habilidades sociales y trabajar la conducta prosocial (ayudar, compartir, ser amable…). También suelen operar bien las charlas de algún profesional a todo el grupo de clase sobre este problema que, por desgracia, es cada vez más frecuente. Cuando a los niños se les explica el problema del acoso y las consecuencias en la persona acosada suelen responder de forma favorable.

También debe intervenir su profesor o profesora y estar de alguna forma más presente durante el tiempo libre (recreo), ya que es en estos momentos cuando se producen más episodios de menosprecio y burla. A veces el responsabilizarlo de algunas tareas propias, como recoger los trabajos del resto de los compañeros, ayudar a organizar grupos de trabajo, etc., puede ser efectivo, aunque esto requiere gran colaboración y discreción por parte del profesorado, porque si su hijo llega a sospechar que esto se hace por su problema puede ser contraproducente.

Ni que decir tiene que el apoyo y la comprensión familiar son de gran importancia. En casa debe sentirse apoyado y reforzado, sin incidir demasiado en su rendimiento académico, intentando de todas las formas posibles elevar su autoestima y su confianza y creando un clima de diálogo en el que el chico se sienta seguro.

Si el problema no se soluciona se puede pensar incluso en un cambio de colegio, que le permitiría hacer nuevos amigos y salir de esta especie de círculo vicioso.

Aunque, en general, las conductas de acoso suelen disminuir a partir de los 12 años, dada la edad de su hijo le puede esperar una época mala y hay que buscar soluciones y, sobre todo, impedir que vaya a más.

 

Para el Colegio Oficial de Logopedas de la Comunitat Valenciana:

 Dra. Elvira Mendoza Lara, psicóloga, logopeda colegiada nº 29267

 Catedrática de Logopedia jubilada de la Universidad de Granada

-----------------

Puede encontrar más información técnica sobre esto en las siguientes fuentes:

  • En la web (enlace externo) www.savethechildren.es encontrará sugerencias para padres, maestros y para los propios niños.
  • López-Rubio, S., Fernández Parra, A., y Mendoza, E. (2010). Lenguaje y conducta: determinantes del fracaso académico y social. Revista de Logopedia, Foniatría y Audiología, 30 (3), 144-150.

 

PERO, ¿QUÉ ES UNA DISLALIA?

Tengo una sobrina de cinco años. Es una niña normal pero habla muy mal. Mi hermana es su madre y me dice que en el colegio dicen que tiene “dislalias múltiples”. He intentado informarme en internet sobre qué es una dislalia y no consigo entenderlo porque hay mucha confusión. ¿Podrían explicármelo? ¿Realmente mi sobrina puede tener eso? Yo la veo normal salvo en la pronunciación y quizás en el vocabulario. Si la comparo con mis otros sobrinos veo un gran retraso en la expresión.

Es cierto que la palabra dislalia tiene diferentes significados según los autores y las fechas, y que forma parte de esa ensalada de términos que pueden confundir a muchas personas (1). Su significado más común es el de defecto de pronunciación o defecto de articulación que afecta a un sonido del idioma. Hay que entender que el defecto de pronunciación puede ser algo aislado o puede ser un signo dentro de un cuadro más amplio de trastorno del desarrollo del lenguaje u otras patología.

En los casos más benignos, la dislalia es la única alteración que presenta la persona, sin que se deba a una causa orgánica (malformación),  perceptiva (hipoacusia) o fisiológica (parálisis). Por este motivo se le califica de dislalia funcional.  Puede manifestarse durante toda su vida, sin otra implicación más que el efecto estético en la pronunciación. En ocasiones, la dificultad para pronunciar va acompañada de dificultad para diferenciar los sonidos. Para expresar esto añadimos el calificativo de dislalia fonológica (de base perceptiva) para diferenciarla de la dislalia fonética (base práxica). El hecho de no poder discriminar con facilidad entre sonidos parecidos hace que el niño cometa errores al escribir que llamamos de ortografía natural; por ejemplo ‘todedo’ por torero.

La situación que hemos explicado es muy diferente a la de niños o adultos con alteraciones anatómica en la boca, por ejemplo con fisuras en el paladar. En estos casos, los defectos de pronunciación tienen una explicación mecánica y aerodinámica, que afecta a todas las consonantes que requieren que la presión del aire cuando se cierra la boca sea mayor a la presión atmosférica. Por esta razón, les cuesta pronunciar consonantes oclusivas y fricativas y no les cuesta las laterales o vibrantes, que son muy difíciles de pronunciar para otras poblaciones. A estos defectos de pronunciación se les denominan dislalias orgánicas. De manera análoga, a los defectos de pronunciación de hipoacúsicos severos y profundos se les denomina dislalia audiógenas. En estos casos, la dislalia es un signo dentro de la constelación síntomas del trastorno denominado disglosia (las consecuencias en el habla y voz de lesiones estructurales) y de la hipoacusia.

 Sin embargo el término “dislalias múltiples”, al que se han referido para definir lo que le pasa a su sobrina, es más desafortunado. Probablemente lo que esté sucediendo a la niña tiene una causa única con muchas manifestaciones, incluidos los defectos de pronunciación. Por ese motivo no es adecuado describir este cuadro como una acumulación de defectos aislados de pronunciación. El logopeda que la explore practicará pruebas adecuadas para determinar si el desarrollo fonológico y  del procesamiento de habla (las habilidades para distinguir y reproducir los sonidos integrando palabras) sigue las pautas típicas de desarrollo pero con un desfase cronológico, o sigue pautas que se pueden considerar atípicas (1). El logopeda determinará si concurren factores como la percepción, la atención y la memoria fonológica. Este cuadro, definido actualmente como Trastorno Fonológico (2) (Speech Sound Disorder en la bibliografía en lengua inglesa), no se puede concebir como una acumulación de dislalias, al igual que una gripe no se puede entender como la suma de sus síntomas aislados.

 

Para el Colegio Oficial de Logopedas de la Comunitat Valenciana:

Dr. José Francisco Cervera Mérida, logopeda colegiado nº 46121

-----------------

Puede encontrar más información técnica sobre esto en los siguientes libros:

  • Laura Bosch Galcerán, Laura. (2004). Evaluación fonológica del habla infantil. Barcelona: Masson.
  • Acosta, V. M., León, S., & Ramos, V. (1998). Dificultades del habla infantil: un enfoque clínico investigación, teoría y práctica. Málaga: Aljibe.

 

Referencias en el texto:

(1) Perelló, J. (1995). Trastornos del habla. Elsevier España.

(2) Cervera-Mérida, J. F., & Ygual-Fernández, A. (2003). Intervención logopédica en los trastornos fonológicos desde el paradigma psicolingüístico del procesamiento del habla. Rev Neurol, 36(Supl 1), S39-53.

(3) American Psychiatric Association (2013). Guia de consulta de los criterios diagnósticos del DSM-5. Madrid: Editorial Médica Panamericana

MI PADRE NO SE COMUNICA COMO ANTES

Mi padre ya se ha hecho muy mayor. Afortunadamente tiene salud y la cabeza le funciona bastante bien. Sin embargo, hemos notado que no le es fácil comunicarse como antes. El neurólogo nos ha tranquilizado y nos ha dicho que no es Alzheimer ni ninguna otra demencia. Yo sufro porque veo que me le cuesta hablar y hacerse entender. Me da la sensación de que cada vez se aparta más de sus amistades y de sus nietos porque no nos entiende o porque habla muy lento. No lo sé explicar exactamente. Me gustaría saber cómo puedo ayudarle y si un profesional podría aportar algo o al menos tranquilizarnos.

Entendemos perfectamente su preocupación dado que la comunicación y el lenguaje son aspectos muy importantes en el ser humano.

Efectivamente, tal como dice el neurólogo, es muy probable que su padre no esté en un proceso degenerativo como la demencia. Sin embargo, la mayor parte de las personas mayores presentan en el lenguaje características “asociadas a la edad”, que tienen que ver con el proceso de envejecimiento.

Le sugerimos que contacte con un logopeda como profesional especialista en trastornos de la comunicación y el lenguaje dado que, con un tratamiento a medida, podría mejorar las capacidades de comunicación de su padre.

En lo relativo al lenguaje, las personas mayores suelen presentar pérdidas sensoriales como el déficit auditivo (1) lo que puede producir problemas en la comprensión oral, con poca capacidad para discriminar palabras, entender al interlocutor  e identificar características acústicas de los fonemas. Se reduce, por tanto, la capacidad de comunicación en estas condiciones.

Si se confirma la discapacidad auditiva, por medio de una audiometría y se prescribe un audífono, la figura del logopeda será imprescindible para ayudarle en la adaptación a la prótesis.

En el envejecimiento normal, se produce un deterioro del lenguaje propio de la edad (2) y que afecta a la capacidad para encontrar las palabras aun sabiéndolas (fenómeno “punta de la lengua”) Se hace difícil el manejo de frases largas y con estructuras gramaticales complejas tanto para poder expresarlas como para comprenderlas.

En los estudios con adultos mayores se ha comprobado que la incapacidad para encontrar los nombres se debe no a la falta de vocabulario sino por dificultad de acceder a él. Asimismo las dificultades en comprensión y expresión de frases y estructuras lingüísticas complejas se deben a una disminución en la capacidad de la memoria de trabajo (memoria instantánea para manejar información necesaria mientras resolvemos un problema). De hecho todo el lenguaje complejo, ya sean frases, historias o textos, requiere unos procesos cognitivos de atención, control y organización que pueden verse alterados en los mayores.

Hacer un trabajo de estimulación bien diseñado puede mejorar los rendimientos léxicos (3) ayudando a reorganizar los procesos cognitivos que necesitan de base el lenguaje y la comunicación.

 

Para el Colegio Oficial de Logopedas de la Comunitat Valenciana:

Dña. Núria Duaso Caldes, logopeda, Colegiada nº 08-0321

-----------------

Puede encontrar más información técnica sobre esto en los siguientes libros:

Abelló, P., Venegas, M.P., Gou, J. Valero, J, Rubio,I (2010) Presbiacusia. Exploración e intervención. Barcelona: Elsevier.

IMSERSO (2011) Libro blanco del envejecimiento activo. Madrid: Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad.

Juncos O. (1998) Lenguaje y envejecimiento: Bases para la intervención. Barcelona: Mason 

 

Referencias en el texto:

(1) Cervera, T., Soler, M.J, Dasí, C., Ruíz, J.C. & Marco, A. (2007) Dificultades en la comprensión del habla rápida en oyentes mayores con pérdidas auditivas leves o moderadas. Acta Otorrinolaringológica Española, 58(4), 123-128

(2) Pereiro Rozas, A., Juncos, O. (2003) Relación entre cambios cognitivos y lenguaje narrativo en la vejez. En Psicotema, vol. 15, Oviedo, España

(3) Juncos O. (1994) Lenguaje y envejecimiento. Una aproximación cognitiva. Cognitiva 6, 198-211

TRASTORN DEL LLENGUATGE I ASSETJAMENT ESCOLAR

El meu fill de 9 anys va ser diagnosticat als 5 de Trastorn Específic del Llenguatge. Des de llavors ha acudit a logopèdia i ha evolucionat lentament. Actualment estic molt preocupada perquè intuïsc per la seua actitud i la seua conducta que alguns xiquets del seu col·legi tenen amb ell actituds que es podrien considerar menyspreu o inclús assetjament. Ell es comunica amb dificultat, a vegades pronuncia malament o fa girs de frases molt forçats. Algunes mares m'han dit que els seus fills es burlen perquè parla molt rar. No sé si açò és una conseqüència del TEL o de la forma de ser del meu fill. M'agradaria saber si açò passa a altres xiquets i qual haguera de ser la nostra actitud davant d'això.

Pel que comenta, és molt probable que, efectivament, el seu fill puga estar sent d'alguna forma víctima d'assetjament escolar. És una situació prou freqüent en xiquets amb TEL i amb altres trastorns del llenguatge, sent la incidència més accentuada a l'edat que té el seu fill. Els altres xiquets es burlen per la seua forma de parlar i el seu fill ho patix i ho pot manifestar amb tristesa, conductes d'aïllament i falta de motivació per a anar al col·legi, a més de poder presentar alguns problemes psicosomàtics, com a falta de gana, insomni i altres tipus de problemes.

De totes maneres, d'acord amb la seua pregunta, el problema no pareix, de moment, molt preocupant, però pot anar a més, per la qual cosa cal buscar les solucions possibles per a impedir-ho.

Jo li recomane que el seu logopeda contacte amb un psicòleg i que entre ambdós trobes llits per a frenar l'avanç. Solen ser efectives algunes mesures, com fer nous cercles d'amics, incrementar les seues habilitats socials i treballar la conducta prosocial (ajudar, compartir, ser amable...). També solen operar bé les xarrades d'algun professional a tot el grup de classe sobre este problema que, per desgràcia, és cada vegada més freqüent. Quan als xiquets se'ls explica el problema de l'assetjament i les conseqüències en la persona assetjada solen respondre de forma favorable.

També ha d'intervindre el seu professor o professora i estar d'alguna forma més present durant el temps lliure (esbarjo), ja que és en estos moments quan es produïxen més episodis de menyspreu i burla. A vegades el responsabilitzar-ho d'algunes tasques pròpies, com arreplegar els treballs de la resta dels companys, ajudar a organitzar grups de treball, etc., pot ser efectiu, encara que açò requerix gran col·laboració i discreció per part del professorat, perquè si el seu fill arriba a sospitar que açò es fa pel seu problema pot ser contraproduent.

No cal ni dir-ho que el suport i la comprensió familiar són de gran importància. A casa ha de sentir-se recolzat i reforçat, sense incidir massa en el seu rendiment acadèmic, intentant de totes les formes possibles elevar la seua autoestima i la seua confiança i creant un clima de diàleg en què el xic s'assenta segur.

Si el problema no se soluciona es pot pensar inclús en un canvi de col·legi, que li permetria fer nous amics i eixir d'esta espècie de cercle viciós.

Encara que, en general, les conductes d'assetjament solen disminuir a partir dels 12 anys, donada l'edat del seu fill li pot esperar una època roïna i cal buscar solucions i, sobretot, impedir que vaja a més.

 

Per al Col·legi Oficial de Logopedes de la Comunitat Valenciana:

 Dra. Elvira Mendoza Lara, psicòloga, logopeda col·legiada nº 29267

Catedràtica de Logopèdia jubilada de la Universidad de Granada

-----------------

Pot trobar més informació tècnica sobre açò en les fonts següents:

(ENLACE EXTERNO) En la web www.savethechildren.es encontrará sugerencias para padres, maestros y para los propios niños.

López-Rubio, S., Fernández Parra, A., y Mendoza, E. (2010). Lenguaje y conducta: determinantes del fracaso académico y social. Revista de Logopedia, Foniatría y Audiología, 30 (3), 144-150.

NO ENTIENDEN A MI HIJA

Tengo una pregunta sobre mi hija de 3 años y medio. Su maestra me dice que es pronto para ir al logopeda pero tanto mi familia como la psicopedagoga me recomiendan que la lleve ya. Mi hija intenta comunicarse con los demás, entiende perfectamente y se relaciona con ganas con cualquiera. Nosotros la entendemos bien pero a los demás les hace gracia porque dicen que habla en “extranjero” y no le entienden prácticamente nada. La verdad es que cuando nos sabemos qué quiere decir no conseguimos entenderla y se enfada.

En este caso, tanto su familia como la psicopedagoga tienen razón. Es muy conveniente que un logopeda vea a su hija y determine exactamente qué está pasando y si necesita ayuda para mejorar su desarrollo del lenguaje.

De sus comentarios deducimos que la niña habla de forma fluida pero ininteligible. En el desarrollo típico la inteligibilidad se alcanza muy pronto y la capacidad de pronunciar frases seguidas y de hacerse entender progresa de forma sincrónica (1). Cuando el niño emite frases de forma fluida ya se le entiende. Hacia los dos años y medio la mayoría de los niños son inteligibles por cualquiera, lo que no quiere decir que su pronunciación sea perfecta, sino que cualquiera entiende lo que dice aunque se aprecien defectos pronunciación.

La situación que usted cuenta sobre su hija debe ser evaluada con detalle. Habrá que determinar que los aspectos de pronunciación son los únicos problemáticos y descartar otros como la comprensión, el desarrollo semántico (vocabulario y razonamiento verbal) y morfosintáctico (oraciones y tipos de palabras). También será necesario evaluar factores físicos como la audición, la motricidad oral y factores perceptivos (la capacidad de discriminar sonidos).

La mayoría de niños ininteligibles a la edad de su hijo responde a dos perfiles diferenciales: el perfil dispráxico y el perfil disfonológico (2). En el primero subyace la capacidad de automatizar los movimientos articulatorios y en el segundo la de distinguir, organizar y memorizar la secuencia de sonidos en las palabra. El tratamiento de estos niños debe hacerse siempre que interfiera en su desarrollo social, lingüístico o cognitivo. Tiene como objetivo mejorar la inteligibilidad. Se trata de acelerar el proceso natural, pero retrasado en el tiempo, e influir en los factores que lo están provocando para impedir que puedan afectar otras áreas del desarrollo y el aprendizaje, como las dificultades de lectura y escritura, que se asocian en gran cantidad de casos (3). 

Para el Colegio Oficial de Logopedas de la Comunitat Valenciana:

Dr. José Francisco Cervera Mérida, logopeda, Colegiado nº 46121

 


 Referencias en el texto:

 (1) Serra Raventós, M. (2013). La adquisición del lenguaje. Barcelona: Ariel.

 (2) Buiza, J. J., Rodríguez-Parra, M. J., & Adrián, J. A. (2015). Trastorno específico del lenguaje: subtipos de una patología compleja. Revista de Logopedia, Foniatría y Audiología.

 (3) Ygual-Fernández, A., & Cervera-Mérida, J. F. (2001). Valoración del riesgo de dificultades de aprendizaje de la lectura en niños con trastornos del lenguaje. Rev Neurol Clin, 2(1), 95-106.


 Puede encontrar más información técnica en los siguientes libros:

Acosta, V. M., León, S., & Ramos, V. (1998). Dificultades del habla infantil: un enfoque clínico investigación, teoría y práctica. Málaga: Aljibe.

Andreu i Barrachina, L., Aguado, G., Cardona i Pera, M. C., & Sanz-Torrent, M. (2013). El trastorno específico del lenguaje: diagnóstico e intervención. Barcelona: Editorial UOC

Laura Bosch Galcerán, Laura. (2004). Evaluación fonológica del habla infantil. Barcelona: Masson.

Mendoza Lara, Elvira. (2001). Trastorno específico del lenguaje (TEL). Madrid: Ediciones Pirámide.